Joaquín Parra celebra 5 años del Wine Up Tour o enoturismo inverso con la cata nº 146 en Socuéllamos

El Wine Up Tour cumple un lustro y lo celebra con una nueva edición, la nº 20 y la cata nº 146. Un suma y sigue en la difusión de la cultura del vino y la promoción de las bodegas, el enoturismo y por supuesto, los grandes vinos que se elaboran en España independientemente de su zona de producción.

Sábado 26 de Septiembre se  celebró

La cata tuvo lugar en el Aula de Cata que Joaquín Parra tiene en Socuéllamos, lugar donde se valoraron todos los vinos que aparecen en la guía de vinos Wine Up y donde también se imparte formación específica sobre el vino. Los vinos de la cata fueron armonizados por una selección de semiconservas de pescado de la firma Kiele.

Desde el primer evento hasta septiembre de 2015, han pasado más de 5 años, 19 ediciones y 145 etapas. Para llegar a estos números, Joaquín Parra, promotor del Wine Up Tour ha recorrido más de 180.000 kilómetros, descorchando más de 7000 botellas de vino que han bebido las cerca de 5000 personas que han participado. Se han servido más de 25000 platos para acompañar las más de 43000 copas de vino.

Ha habido música en directo de estilos tan dispares como el flamenco o el jazz, alta gastronomía de restaurantes con estrella Michelin y productos autóctonos, cocina tradicional, creativa… pero el protagonismo siempre ha estado en el vino y las bodegas que han apostado desde el primer minuto por esta propuesta diferente, original y pionera.

El Wine Up Tour es un tour virtual a través de los vinos que en esta primera etapa de la 20ª edición que se celebra en Socuéllamos el 26 de septiembre a las 19:00 horas nos llevó en primer lugar a Tomelloso, Ciudad Real donde se encuentra una de las bodegas revelación de Castilla La Mancha: Bodegas y Viñedos Verum para mostrar el que probablemente sea el blanco más sorprendente de la región: Verum Sauvignon Blanc + Gewürztraminer. También pasaron por Socuéllamos, donde se encuentra la bodega boutique Finca El Refugio que ha sabido encontrar la simbiosis de clima suelo y variedad para mostrar lo mejor de la variedad Syrah con su vino Legado.

De la D.O. Ribera del Duero,se disfrutó de uno de los mejores y más exclusivos vinos que se elaboran. Altos del Terral T1, un proyecto personal de la enóloga Isabel Palomar que ha conseguido la excelencia y el reconocimiento de la crítica.

Y no nos olvidemos de la D.O.C. Rioja. Dos vinos, dos mundos en una misma bodega de la Rioja Alavesa: Bodegas Valdemar. Un clásico: Conde de Valdemar Finca Alto Cantabria 2014, un blanco fermentado en barrica que fue pionero en La Rioja, y un vino de corte moderno como Inspiración Valdemar Selección 2011,

Para terminar se degustó algo de historia gracias a los vinos de González Byass Jerez. Alfonso, un oloroso 100% palomino y Solera 1847 un cream elaborado en un 75% palomino y un 25% Pedro Ximénez. Ambos vinos con envejecimiento mínimo de 8 años en sistema de criaderas y soleras.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *